EL LIBRO COMO ESPEJO DE NUESTRO EJERCICIO LABORAL

Actualizado: abr 27

En nuestra vida laboral vamos absorbiendo una gran parte de información especializada que es importante transmitir por medio de la palabra escrita. Hace poco tuvimos una charla con Ivonne Vargas, quien decidió plasmar su experiencia como especialista en el área de recursos humanos en su libro ¡Contrátame! Además de conocer su experiencia al escribirlo, nos compartió su punto de vista como agente de relaciones públicas sobre el tema de la escritura y la creación de libros.


Griselda Zavala: ¿Cómo llegaste a la decisión de compartir sobre el tema de la búsqueda de trabajo por medio de un libro? ¿Cuál fue tu objetivo?

Ivonne Vargas: ¡Contrátame! es una forma de entablar un diálogo con los escenarios que yo he vivido en la parte de recursos humanos, sobre todo en el tema de reclutamiento. Estoy certificada como redactora de currículums y he trabajado como especialista en temas de capital humano para diferentes bolsas de trabajo. Entonces en mi tiempo laboral he escuchado mucho de la experiencia de los que buscan un empleo, así como la parte de los reclutadores. Por eso, este libro fue creado como una guía práctica para saber cómo realizar el proceso de búsqueda de trabajo.

Además, es un compromiso personal de decirle al buscador de trabajo que es indispensable estar consciente y actualizado sobre los cambios en el mercado, también que conseguir un buen empleo o emprender un negocio le va a costar tiempo.


Asimismo, debe considerar que no se escribe un currículum igual al egresar que a los diez años (o más) de carrera profesional. Tampoco se viven las entrevistas de la misma forma, algunos reclutadores tienen vicios y de eso poco nos hablan en los procesos de formación.

También veo cómo de manera recurrente caemos en la presentación errónea de un documento o el desatino de no negociar un trabajo. ¡Contrátame!, dentro de sus alcances, intenta resumir estos puntos primordiales, asimismo aportar información para que el lector tome consciencia sobre ello y mejore su forma de presentarse a las entrevistas.

Así como hay aproximadamente tres millones de egresados y pocos empleos, también las empresas tienen problemas para llegar a la gente indicada. Estamos aprendiendo a colocarnos en el mercado de una forma incorrecta en la que las corporaciones ni los de recursos humanos están buscando. Existe una brecha muy importante. Con ¡Contrátame! intento poner esto sobre la mesa y presentar sugerencias sobre cómo colocarnos de mejor manera para que el reclutador pueda considerarnos.


GZ: ¿Cómo fue tu experiencia al escribirlo?

IV: Ha sido uno de los proyectos profesionales que más he disfrutado realizar. En él hice una selección de contenido: estructuré mis temas y cómo los presentaría, también me cuestioné sobre las dudas que debían responderse en el proceso antes, durante y después de la entrevista de trabajo.


Gracias a mi primera formación como periodista, yo ya tenía varias entrevistas hechas a buscadores de trabajo. ¡Contrátame! fue mi manera de capitalizar mi investigación.

Además, mi experiencia con la escritura me facilitó el proceso, ya que me encargaba de dividirme mi tiempo y organizar cuando debía estar vaciada la información o la selección de los capítulos.

Crear mi libro fue un proceso que viví entre la práctica y la escritura; lo que iba redactando notaba cómo podía servirle a una persona específica, entonces le hablaba y le comentaba mis descubrimientos.

Hubo muchos temas que quedaron fuera, ya que si los agregaba el libro se extendería a 300 páginas. Y el objetivo era elaborar una herramienta práctica, que la gente pudiera tener y leer sin mucha dificultad. Por ello me apoyé en el editor y confié en sus sugerencias.


GZ: ¿Cómo fue que decidiste transmitir ambas perspectivas, la del buscador de trabajo y el empleador?


IV: A veces creo que hablamos diferentes idiomas los que buscamos empleo y los reclutadores. ¡Contrátame!, de manera muy modesta, pretende cerrar esta brecha.

En ocasiones nosotros como empleadores fallamos en nuestros procesos de reclutamiento o entrevista. El proceso de llenar una vacante representa una presión y una inmediatez tal que podemos olvidar considerar ciertos factores en las entrevistas. La contratación de personal es un procedimiento complejo, ya que corro el riesgo de dejar ir a un buen candidato y eso pasa con mucha frecuencia.

Por eso también quería que el empleador se diera cuenta de lo que pide cuando está haciendo entrevistas y cuestionar cuánto sentido tiene hacerlo así.


GZ: Además de ser escritora, trabajas en una agencia llamada S-MART Relaciones Públicas. ¿Por qué decidiste crearla? ¿Cuál es su objetivo?

IV: Es un proyecto enfocado en dar una mejor salida a los mensajes que quieren transmitir los clientes. Por ejemplo, en el área del empleo nos encargamos de poder dar salida a ciertas iniciativas que la empresa no ha puesto en su radar mediático, como puede ser una campaña de embajadores de marca, la creación de un informe o la realización de una encuesta. Son proyectos que normalmente no saldrán a corto plazo en temas mediáticos, pero en los que hay mucho trabajo consciente detrás de ellos.


En S-MART nos enfocamos en otros tipos de productos que al final conforman el portafolio de comunicación de esa compañía, pero con un trabajo más reflexivo de por medio. Así pues, ayudamos a otras empresas a que puedan gestionar proyectos específicos donde sus mensajes vayan en una línea distinta que les ayude a obtener sus objetivos.


GZ: Desde tu experiencia como escritora y agente de relaciones públicas, ¿qué le recomendarías a alguien que tiene la intención de escribir un libro?

IV: Le sugeriría tener muy claro para qué quiere escribirlo y el tipo de impacto que pretende con él. Resulta muy seductor ser un autor publicado cuando es tu primer o segunda obra, pero a veces nos perdemos cuando nos preguntan sobre qué va nuestro libro, qué pretende, qué va a evidenciar, y no tenemos muy claro para qué lo queremos. La única certeza que poseemos es nuestro deseo de estar en un aparador o solo tenemos claro que lo hacemos porque vamos a ir a la candidatura de algún puesto, pero también ese libro va a hablar mucho de nosotros para bien o para mal.

Debemos pensar que uno como autor de una obra tiene que ir más allá del escaparate de tenerlo publicado.








Todas las fotografías le pertenecen a Ivonne Vargas.

0 vistas

© 2020 COURIERDOCE